Noticias

Gimnasio: una relación de amor/odio

¿Cómo lograr que nos entusiasme? Te contamos cuáles son las nuevas clases que harán que no quieras abandonarlo nunca.


El ejercicio es uno de los pilares de una vida saludable.

Practicarlo en forma periódica nos ayuda a mejorar nuestro sistema circulatorio y cardiovascular, controlar nuestro peso, tonificar los músculos, mejorar nuestra postura y hasta deshacernos del estrés.

Pero a pesar de todos estos beneficios, muchas veces nos pasa que, cuando llega el momento de tomar el bolso y ponernos nuestro atuendo deportivo, encontramos una excusa para quedarnos en el sillón viendo una película.

Por lo general, esto nos sucede porque no encontramos una actividad que realmente disfrutemos. Nos anotamos porque queremos bajar de peso o tonificar ciertas zonas de nuestra figura, pero no sabemos realmente qué clases vamos a hacer o si son de nuestro agrado.

Por eso, lo importante antes de elegir un lugar de entrenamiento, es averiguar con qué tipo de actividades cuenta. Hoy en día existe una gran cantidad de alternativas novedosas y muy divertidas que pueden hacerte transpirar sin que te des cuenta de que te estás ejercitando.

Los días en los que ir al gimnasio era tedioso terminaron. En la actualidad, estos espacios ofrecen opciones que van desde los típicos aparatos con la última tecnología, hasta clases poco convencionales como zumba, danza jazz o aerotango. Estas nuevas tendencias, enriquecen nuestra forma de ejercitarnos, haciendo posible que quememos calorías y fortalezcamos nuestro cuerpo mientras nos divertimos.

Estas son solo algunas de las diferentes alternativas que podemos elegir:

Kinesis

Un método de entrenamiento que busca fortalecer y tonificar a través de movimientos naturales. Su práctica se realiza mediante una serie de poleas que permite realizar una infinidad de ejercicios de manera natural, intuitiva y sencilla. Es ideal para quienes buscan tendencias más integrales y enfocadas en la flexibilidad.

Bodypump

Si bien tiene unos años, esta actividad oriunda de Nueva Zelanda, basa su atractivo en la combinación de la música y la coreografía. En ella se utiliza una barra de peso de acuerdo con las indicaciones de un profesor especializado.
Bodypump es adaptable a diferentes edades y, al incorporar levantamiento de peso, es excelente para fortalecer la musculatura y prevenir la osteoporosis.

Vertical dance

Esta peculiar práctica nació en Inglaterra y está basada en el Pole Dancing, un show que combina movimientos sensuales y acrobáticos.
Se trata de una rutina divertida en la que se mezclan el baile y la expresión corporal. Permite fortalecer la figura mientras se disfruta al ritmo de la música.

Ahora ya sabés cómo lograr que ir al gimnasio sea un placer y no una obligación.
Antes de decidirte por una opción, recordá asesorarte con tu médico para que te aconseje cuál se adapta mejor a tus necesidades.